El nefasto guión de Blade Runner

Bienvenidos de nuestro a Criticas Pintescas. Hoy os pido que preparéis todas vuestras armas favoritas, ya sean blancas o de fuego. Engrasadlas o afiladlas, porque voy a hablar de una película icónica que a mi parecer, es confusa, pretenciosa y porque no decirlo, mala.

El año 1982 surgieron obras como La Cosa de Carpenter que jugaba con el body-horror, una disciplina del terror que me apasiona, E.T el extraterrestre que a pesar de no ser de terror, tiene un body-horror interesante con su protagonista. Poltergeist, Rambo acorralado… Un sinfín de películas pero ninguna como la que hoy vamos a despellejar.

Blade Runner está inspirado en la obra ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? De Philip K. Dick y que comenté en los inicios de este blog. Novela algo confusa ya que no deja tomarte un tiempo para adaptarte pero con un existencialismo profundo el cual te hace sentir mal al matar a robots tan inteligentes que gozan de una vida propia y libertad, tal como los humanos. ¿Qué nos distingue de ellos entonces? Buena pregunta sin respuesta alguna.

Ridley Scott, creador de Alien, se atrevió a dirigir una película a partir de un libro confuso. Estaba claro que la adaptación iba a ser un poco libre y así fue: tenemos ante nosotros un clásico del cine de ciencia ficción cuyo ambientación y banda sonora dejó ojipláticos a los amantes de este género. Pero… ¿y la trama? Está en una sala oscura siendo torturada por la estética sin posibilidad de regresar a su libertad.

Hoy, en Criticas Pintescas, Blade Runner. ¡Comenzamos!

Una puesta en escena que dejará huella en la historia del cine

La película comienza con una voz en off explicando que los replicantes (robots con inteligencia artificial y apariencia humana) son diseñados para ser esclavos de los humanos para trabajar en un planeta alejado y que estos se revelaron. A causa de esto, son vetados del planeta tierra y los Blade Runners son los encargados de darles caza. Dejan entrever que no es lo mismo que matar, si no que “los retiran”, dejando claro la falta de humanidad que hay entre replicantes y humanos.

Las risas están aseguradas cuando vemos una ciudad extremadamente futurista ambientada en Los Ángeles de 2019. Sí queridos lectores, Blade Runner está ocurriendo ahora mismo. La escena con la que nos muestran la ciudad es sencillamente impactante, creando un estilo y tendencia en el mundo de la ciencia ficción que comentaremos mas tarde.

ciudad.gif
En el año 82′ esto era una autentica pasada y es normal, ya que ha envejecido muy bien la escena.

Entramos dentro de la Tyrell Corporation donde interrogan a un hombre por ser sospechoso de ser un replicante. Por culpa del test vemos que se pone nervioso y le pega un tiro al analista, rompiendo la pared y todo. ¿Cómo narices ese replicante ha sacado un arma y ha disparado al hombre, si se supone que lo han llevado ahí prácticamente contra su voluntad? ¿No deberían requisarle el arma? Al menos en algo han acertado: el 2019 sigue habiendo trabajadores incompetentes.

La ciudad al completo tiene un aspecto futurista, por lo tanto las ciudad tienen una facción tecnócrata en el gobierno, algo muy típico de este estilo de tramas. Lo curioso es ver en Los Ángeles como la cultura asiática está muy arraigada; como ya he comentado en alguna ocasión, Estados Unidos sufrió una fiebre por lo asiático desde los años 60’ hasta principios de los 90’, reflejada en el arte del momento.

Decard, interpretado por Harrison Ford es un ex-policía. ¿De qué trabaja entonces? Nos da igual, es una película de detectives noir y por lo tanto, es alcohólico, amargado y ex-policía. Lo llevan a comisaria para que detenga a un grupo de replicantes que se han colado en el planeta, ya que en su momento fue un Blade Runner.

Va a la Tyrell Corporation para averiguar que ha pasado. Explican que sus nuevos modelos de replicantes son de una calidad excelente y que sus pruebas para determinar qué son se verían truncadas. Rachael, la ayudante del jefazo, se muestra valiente y decide someterse a la prueba; no sabe que es una replicante, pues le programan unos recuerdos para que así no duden de su origen, estabilizando así sus emociones. Después de mostrarte el test que indica si alguien es un robot no lo volveremos a ver en toda la película. Una escena muy chula con planos increíbles que no sirve de nada.

sol.gif
Un plano precioso pero veremos muchos a lo largo de la película.

Se va al piso del replicante interrogado al principio. ¿Qué ha pasado con él? Pues lo habrán “retirado”, supongo. Allí encuentra una escama que guarda como buen detective y unas fotos familiares. Decard se cuestiona que clase de maquina guarda fotos familiares, yo te lo digo: una que cree tener recuerdos. Puede resultar impactante, ya que sabes de su verdadero origen, pero si ha sido programado para tener emociones ante esos estímulos, no deberías cuestionarte tantas cosas.

Los replicantes buscan a un tal Sebastian y una de las unidades destinadas al placer (por no decir que era prostituta) lo encuentra y se queda en su casa, ya que este la recoge. Rachael sospecha de que pudiera ser una replicante, cosa que vemos desarrollarse más adelante. Decard comprueba que la escama pertenece a una serpiente y va a hablar con alguien que resulta ser quien ha diseñado al animal. En la novela te explican que la mayoría de animales son replicas, ya que las condiciones han cambiado tanto que cuesta muchísimo encontrar un animal original, en la película ni siquiera comentan eso.

Extorsiona un poco al dependiente y le dice qué mujer la había comprado. Resulta ser una damisela que baila de forma sensual ante el público y en su espectáculo porta una serpiente. Decard se cuela en su camerino e intenta sacarle algo de información, pero esta le neutraliza y se va corriendo. Ahora tenemos una escena de persecución algo lenta con el resultado esperado: la rellenan de plomo y queda un replicante menos.

tiroteo.gif
¿Cómo acierta si la calle está repleta de gente? ¿De donde sale el escaparate?

Decard llama a la comisaria y les dicen que ya han muerto tres de seis replicantes. Espera… ¿tres de seis? El tío del principio, la de ahora… Nos han mostrado un grupo de tres que retienen a Sebastian… ¿Dónde está el otro? Le comentan que Rachael se ha escapado, posiblemente porque ha comprendido su origen. A esta la añaden a la lista así que no, no es el sexto replicante.

Un replicante le atrapa y se pelean un rato pero claro, la máquina tiene más fuerza. Rachael, que aparece de la nada como por arte de magia, le pega un tiro al asaltante. Van a casa de Decard y allí ella deja entrever que si nunca se ha hecho el test, ¿cómo sabe que él no es un replicante también? Buena cuestión, lástima que se desperdicie ya que Decard se queda frito tan rápido como se despierta para enrollarse con Rachael con un estilo un tanto agresivo para mi gusto.

La trama de Sebastian sirve para que el líder de los replicantes contacte con su creador y les alargue la vida, ya que están programados para vivir unos cuatro o cinco años. El creador le dice que no se puede, están programados así, de modo que el malvado, para demostrar que lo es, le hunde los ojos con los pulgares. ¿Qué pasa entonces con Sebastian? Pues supongo que está muerto, ya que no te lo muestran en pantalla tampoco.

Decard va a casa de Sebastian y allí mata a la replicante prostituta y durante un rato veremos como el líder de esta banda lucha contra Decard. Todo es bastante confuso y cuando suben a la azotea Decard está en serios problemas. ¿Muere? ¡Para nada! Resulta que el tiempo de vida del replicante se acaba en ese mismo momento, después de soltar el discurso famoso que todo el mundo se sabe, dejando entrever lo filosófica que es la película pero vemos que no tienen nada. Quería respuestas a sus preguntas típicas de la humanidad: ¿de dónde vengo? ¿a dónde voy? ¿Cuanto tiempo me queda de vida? No hay nada más humano que la falta de respuestas a esas preguntas.

unicornio.gif
¿Qué quieren decir con esto? Muchos fans crearon sus propias teorias y es normal, ocurre en la escena final.

Decard va a su casa para recoger a Rachel y en una escena que no viene a cuento, muchísimos fans entienden que hay una posibilidad de que Decard sea un replicante. Se cierra el ascensor y termina la película por fin.

¿Pero cómo se puede haber hecho tan mal? El guión, no la dirección.

Es imposible no reconocer una escena de Blade Runner. Toda la ambientación forma parte de la obra en sí misma, así que una vez la has visto no se te olvida nada. Persianas siempre bajadas, muy poca claridad y la poca que entra siempre es a partir de un foco, posiblemente de publicidad asiática. Humo de tabaco, policía con demasiado peso encima, adicto al alcohol y una secretaria sexy que se enamora de él. Toda la estética noir está reflejada en Blade Runner, cosa que me encanta pero… ¿Qué pasa con el guión?

Os lo vuelvo a preguntar. ¿Y el guión qué tal baila? A medida que iba explicando la trama he ido comentandola porque me parece de una dejadez suprema como está montada. Tenemos demasiadas escenas que explican poco de lo que está sucediendo y muchos cambios de escenarios que te sacan de la película. ¿Podrías comentar que vas al apartamento del replicante, en vez de aparecer directamente ahí y yo sospechar lo que está ocurriendo? Gracias Ridley Scott.

Fallos en la trama como el número de replicantes, asesinatos que no se muestran en pantalla y por favor, la falta de carisma de los personajes. En ¿Sueñan los androides…? Decard es un detective que tiene que interrogar a ciertas personas para descubrir si son los replicantes que se han instalado en la ciudad. Su máquina y su test no le falta en ningún momento, pues es el único modo de descubrir si son replicantes o no y en muchos momentos se cuestiona la veracidad del experimento. En Blade Runner es mas importante la cantidad de mierda que lleva la gabardina de Harrison Ford antes que la coherencia, pues le falta muchísima.

replicante.gif
Hay misticismo y filosofia existencialista en ¿Sueñan los androides…? pero en Blade Runner se evade para mostrar una estetica (espectacular, eso si)

Los replicantes tienen que responder a las preguntas del test y antes de “retirarlos” los conocemos a medias. Pueden estar mintiéndonos o no, pero tenemos una toma de contactos con ellos y notamos la tensión previa a la cacería. En Blade Runner pasamos de eso y decidimos poner una persecución que mole mucho y luego algo de existencialismo para que la película parezca profunda cuando en realidad le importa tres cominos.

Philip K. Dick dio su permiso para la realización de la obra pero sospecho que fue más por la imagen impactante, muy similar a la descrita en su novela que por la propia trama ya que es un derivado muy light de lo que podemos encontrar en su escrito. Lastima que muriera días antes del estreno. Descansa en paz, genio.

Merece la pena, ¿si o no?

Si eres un fan del cine de ciencia ficción es de merecido revisionado ya que estamos hablando que marcó un antes y un después. Ridley Scott es el padre de Alien que cambió el panorama de las películas espaciales. Pasamos de tener planos nítidos y cuidados, como los ofrecidos en Star Trek a salas llenas de tubos y suciedad en Alien, cosa que entendemos como más creíble y nos resulta más familiar.

Blade Runner se alimenta de esa estética sucia y oscura, pero queda solo en eso. Es ese vestido bonito del escaparate cuya historia de su confección no te importa un pimiento porque te sienta de lujo y no hay nada más que cuestionarse.

Se despide vuestro analista y crítico señor Pinto. Recordad que si os ha gustado podéis darle like, subscribimos y dejar algún comentario. Si tenéis Twitter os recomiendo seguirme ya que allí hablo de otros temas ademas de cine y literatura y os da el aviso cuando cuelgo un articulo nuevo. También tengo cuenta en Instagram que os recomiendo seguir si queréis ver los libros que estoy leyendo en el momento o mis sesiones como modelo artístico. Y si queréis ayudarme de forma financiera, cosa que agradezco en gran medida, podéis colaborar en mi Patreon o comprando alguno de mis libros. ¡Nos volveremos a leer!

3 comentarios sobre “El nefasto guión de Blade Runner

  1. Precisamente, hace dos noches vi un documental acerca de robótica en el que, por supuesto, hablaron de esta peli. Ya que tu artículo habla del guión, comentaron que la famosa frase “I’ve seen things you people wouldn’t believe…”, fue recortada y modificada por el propio actor, que también añadió “like tears in rain” al final.

    Le gusta a 1 persona

  2. Me alivia leer esto, he visto Blade Runner dos o tres veces, y siempre me había parecido que el guión era un poco confuso y desgarbado, pero creía que era yo la que no lo entendía bien, o no era capaz de apreciarlo en su justa medida.

    Le gusta a 1 persona

    1. He recibido duras críticas al respecto porque muchos dicen que es una gran pelicula con reflexiones psicologicas y filosoficas y que si no me he dado cuenta soy un necio, pero jamás me argumentan el porqué de esasd ideas. En cambio, la gente que no termina de gustarle “Blade Runner” si me da sus argumentos, tal como haces tú: argumento confuso, de aquí para allá sin explicar muy bien. Los problemas en dirección es posible que afectaran a la trama y Ridley Scott no estuviera muy por la labor.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s