“Quiero un trago de ese rico Espinazo del Diablo que tenéis ahí” – Critica “El espinazo del Diablo”.

“¿Qué es un fantasma? Un evento terrible condenado a repetirse una y otra vez. Algo muerto que parece por momentos vivo aun. Un sentimiento suspendido en el tiempo como un insecto atrapado en ámbar.”

El-espinazo-del-diablo-320x455
Cartel de la película a tratar en cuestión a esta critica.

“El espinazo del Diablo” es sin duda una película de terror de estilo gótico ambientado en España que nos muestra la cruda realidad de lo ocurrido en la Guerra Civil. Me siento un afortunado de poder contar en mi familia con el testimonio de mi abuela, que se crió en una mala época para España, en un pequeño pueblo del norte de Málaga perdido de la mano de Dios y sin un padre a su lado porqué el caballo sanguinario de la Guerra corrió más que él. Es una escena trágica visto desde el punto de vista de un infante y así lo hace el film de Guillermo del Toro, con un niño que lo abandonan en un orfanato sin casi recursos durante una trágica guerra.

Carlos es abandonado en un orfanato en mitad de la meseta, perseguido por un abusón y además el fantasma de un niño. Todo se ve terrible para nuestro protagonista, pudiendo ocurrir mil situaciones donde la desgracia premie en instancia, pero esta vez es distinto. Por lo general, las películas de terror que solemos ver suelen ser producciones americanas o japonesas; son las más reconocidas y consumidas, pero hay una gran variedad de terror ambientado en distintos puntos del mundo donde las culturas interactúan de manera distinta con este tipo de dolor. En el caso de España, a pesar de tener una tradición católica y por ende tener miedo a lo paranormal, no solemos tener miedo si hay un fantasma en casa, sobretodo si es familiar. Muchos podemos recordar algún ser querido, sobretodo de avanzada edad, que habla con el espíritu de su pareja. No le teme, le sigue apreciando a pesar de estar en la otra vida, no tiene porqué ser un ente maligno.

Por poner otro ejemplo de como vemos a los muertos, en España tenemos desde la cultura celta un día para honrar a los muertos, curiosamente también en México, donde vamos a visitar a nuestros seres queridos difuntos con la esperanza que estos nos vengan a visitar.

Además, el protagonista es un niño. Podemos dar por sobreentendido, aquellos que tengamos una cierta sensibilidad por lo espiritual, que el niño teme al fantasma tanto como le tiene curiosidad. Investiga sobre él a pesar de que cuando aparece el miedo le puede, pero debe saber que pasa.

Como síntesis a este paréntesis argumental, veo como los españoles nos gusta disfrutar de la visita de seres de otro mundo siempre que sean agradables y no nos aporten mal. Algo que sea irreal pero a la vez con cierta belleza o nostalgia. En “El espinazo del Diablo” una bomba en medio del patio del recreo recibe a Carlos nada más entrar. Sólo se sabe que cayó del cielo, al día siguiente vinieron unos y la desactivaron. Y ya está, nadie más se sorprende. Podría ser una simple caricatura de un periódico o revista satírica, pero ver como encaja dentro de una trama es tierno y terrorífico a la vez.

Pero no todo trata sobre la vida de Carlos. También tenemos de protagonistas a los adultos de cuidan del orfanato. El Dr.Casades es el director, un intelectual solitario que se desvive por los niños, pero por falta de recursos a causa de la guerra se ve limitado a darles de comer leche y pan en ciertas ocasiones, que siente un amor secreto por una mujer desdichada. Su compañera, Carmen, también sufre de soledad; no sólo eso, siente dolor por la falta de su pierna amputada, que gracias a una pierna ortopédica que teme como si de grilletes fueran. Jacinto, el portero de la finca, es la fuerza del orfanato; es joven y apuesto también casado con Conchita, una joven que poco hace más que ser su mujer.

Reflejos de una sociedad angustiada por la guerra, por los dolores propios y sus relaciones personales. Los más mayores son esa España angustiada por el futuro de su país, que deben huir con el dinero de ayuda a los rojos, en cierto modo traicionar la causa por el bien de uno mismo, ya que las fuerzas fascistas van a arrasar con todo. No hay tierra fértil para poder cultivar, la guerra se aproxima y estamos demasiado lejos de todo para pedir ayuda y los recursos se acaban. Una situación más que dura, como nos podemos imaginar.

La escena es pura meseta Española. El cielo más celeste que veras nunca, unas pequeñas nubes densas que perfilan el contraste celeste, tierra árida y llana, sin un solo monte a lo lejos. Tenemos que recordar que en España han rodado películas de western por sus famosos desiertos como el de Almería y que decir de Juego de Tronos que rueda en España todas las escenas de Dorne y alguna escena más de monumentos antiguos esparcidos por la tierra. La imagen de esta película te perfuma la mente con una España castiza como sólo ella sabe. El vestuario también es muy logrado, muy bien ambientado en su momento histórico y no sólo eso, que es un detalle ver a la gente sucia. Vivir en el campo y no tener demasiada agua corriente para limpiar hace que la ropa adquiera un cierto color amarillento, que a mi parecer, deja un sentimiento añejo en el aire.

La trama luego se vuelve cada vez más retorcida. Descubren que el asesino del niño es Jacinto, que lo mató por un golpe de fatal fortuna. Jacinto viene con sus amigos dispuesto a robar el oro. Hace estallar la cocina, lugar donde lo tienen escondido y además el vehículo. Es un giro a la trama, ya que las cosas se han vuelto muy peliagudas. Allá donde miran o escarban, sólo queda miseria. Escasa comida y heridas que sanar. Pero Jacinto aun no ha acabado su plan;su intención era crear un caos y dejarlos sin escapatoria para después volver.

FOT34961.JPG
Huyendo de una escena peligrosa que se presenta en la trama donde sus vidas corren peligro.

Pero no podemos olvidar que esta es una película con fantasmas. Esta vez no es el niño, si no el propio Dr.Casades quien les ayuda. Los niños se arman con palos afilados, como los niños salvajes que son al fin y al cabo. Los compañeros de Jacinto lo dejan tirado por no encontrar el oro, pero al fin descubre que estaban guardados dentro de la pierna ortopédica de Carmen. Está sólo pero tiene oro suficiente como para huir del país o buscarse un rincón aun más alejado del mundo. Los niños se muestran y este les persigue con su escopeta, llegando al lugar donde asesinó a su joven victima. En una escena sinceramente brutal, los niños apuñalan con sus severas astas a Jacinto, desangrándole con sendas puntas de madera.

Ya no queda nada que hacer. Los niños recogen lo que pueden y deciden marcharse bajo el celeste cielo de la meseta española. No tienen nada ni donde ir, pero ya no tienen nada pendiente en ese orfanato.

Como podéis observar me deje llevar por la trama, ya que se muestra dura y añeja al mismo tiempo en un periodo más que interesante. La terminé encantado, pero dejándome algunas cosas escamado, como es habitual en mi.

¿En algún momento os he mencionado el espinazo? No, porqué no es relevante para la trama en ningún momento, y claro, hay que hacer una escena para explicar el misterio del extraño nombre. Se muestra una escena del Dr.Casades con Carlos en una sala con

espinazo_diablo_5
“¿Así que esto es un licor que vale mucha pasta?” Pues no lo acaba de pillar del todo…

frascos donde residen embalsamados bebes con una enfermedad llamada “El espinazo del Diablo”. El doctor le comenta que el licor que se extrae es valioso y muy consumido en una escena muy conseguida de bebes sumergidos en un alcohol amarillento del uso con una espina dorsal desllejada y abultada. Entonces, como es normal, Carlos se asusta y fin. No se vuelve a mencionar en ningún momento más desde entonces. Y me hace preguntar una cosa: ¿si el licor de espinazo es valioso, porqué Carlos, sabiendo ese detalle, no decide llevárselo allá donde haga falta? Podría ganar dinero vendiendo esos frascos en algún pueblo y así tener algo, no irse por ahí con las manos vacías, ya que desconoce el paradero del oro. Teniéndolo todo tan cerca y no darse cuenta…

Algunas partes de la película es ambiguo el hecho de gustarme y no a la vez. El maquillaje del niño muerto es bastante ridículo y las escenas de miedo son extrañas porqué como he dicho antes, el niño juega al mismo tiempo con la curiosidad y el miedo. Ve al fantasma, le persigue y cuando lo encuentra, huye. A mi parecer atasca un poco la trama pero, no me voy a engañar, con una historia así no me fije demasiado en el terror de la escena, ya que esta película no se trata de ese tipo de fantasmas.

Realmente esos son los detalles más molestos de la película, y no es algo que tampoco duela tanto como para no verla. El tema más interesante que se nos plantea esta en el a frase del inicio. Los fantasmas del pasado. Tiene varios sentidos dentro de este film español. El primero que nos podemos dar cuenta, y el más evidente, es la situación de guerra. Las sombras de la muerte son dolorosas y más en una guerra en que un familiar mismo podría traicionarte. Y aún todavía tenemos gente que ha vivido el avance de las sombras en este país.

El hambre, la angustia, el sufrimiento, el desamor, el dolor en sus varias formas. Todo esos son fantasmas que atormentaron la tierra que hoy nos recoge. Parece un péndulo los designios del tiempo, condenados a repetirse y perpetuar en la historia, dejando una herida en el corazón del país. Aun tenemos el culto al antiguo dictador, reflejo de lo que en su día, le ocurrió a España.

Si os ha gustado esta crítica personal hacía esta película que os invito a ver, podéis comentar debajo en la caja de comentarios que os ha parecido, orgulloso de poder contestaros. Se despide Pinto desde tierras castellanas. Nos volveremos a leer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s